Dejaron a su bebé encerrado en un caluroso vehículo y un policía lo destrozo para rescatarlo

El oficial llegó y observó un niño en un asiento trasero y pudo escuchar al niño llorar. Se vio obligado a romper la ventana del pasajero delantero para ingresar al vehículo y rescatar al niño.

Oficiales de policía de Duncanville respondieron a una llamada de un niño que se quedó solo en un vehículo en Duncanville, Estados Unidos.

El oficial llegó y localizó un Ford Explorer que tenía un niño en un asiento de seguridad para niños ubicado en el asiento trasero detrás del asiento del conductor.


Pudo escuchar al niño llorar y lo observó sudando profusamente y cubierto de vómito. El oficial notificó el despacho y solicitó que enviaran un médico del Departamento de Bomberos de Duncanville cuando intentaba ingresar al vehículo.

Luego se vio obligado a romper la ventana del pasajero delantero para ingresar al vehículo y recuperar al niño. 

El pequeño fue retirado del vehículo y colocado dentro de un coche patrulla con aire acondicionado hasta que los médicos llegaron al lugar para evaluarlo. 

Tenía aproximadamente 1 año de edad. La madre del bebé fue identificada y llegó a la escena con la abuela del menor y dos de los hermanos mayores.

El incidente se informó a los Servicios de Protección Infantil y al Gran Jurado del Condado de Dallas para determinar si se deben presentar cargos civiles o penales.

Director Policiales

Encargado de las publicaciones y moderación del contenido de policiales.com.ar y sus respectivas redes sociales

Boletín de noticias